Omitir navegación.
Inicio

...POR ESO BUSCO A LOS POETAS

POR ESO BUSCO A LOS POETAS  

Lejana vibración de sosiego

en mi alma despierta

el sentido capital de mi existencia.

En la noche durmiente

 impone su bienvenida la luna saliente.

El verde estacional del panorama

trueca su buen matiz en fina esperanza.

Arrimado al balcón de un edificio,

cuyas paredes los años han vuelto ruinosas,

mis ojos buscan con vehemencia

algo de luz en la penumbra mediterránea.

Mientras, sufro el cansancio

que roba vigor a mis brazos luchadores.

... ¡Cómo duele la vida!.

y más en las madrugadas obreras,

cuando el trabajo dobla ya el lomo vertebrado en ayunas.

¡Cuánto pesan las perlas del sudor incontenible

en la frentes que pugnan por el pan cotidiano! 

La vida es dura, señores. Y más para un nostálgico

inmigrante, que busca su destino

en un mundo incomprensible donde prima la explotación y la cuantía. 

La vida es dura. Y yo, para calmarla,

evoco a los estéticos cantores

del amor, la pasión y otras virtudes humanas:

a Bécquer, vate de rimas voladoras,

a Vallejo genio de pupila metafísica,

a Neruda hurón telúrico… 

Sacudo de golpe la orfandad de mi espíritu

caído en la rutina.

Repito musicalmente los versos

de aquellos genios de voces libres.

Y, me imagino que viajo

dentro una olímpica Nave

con mis alados amigos, los poetas.

Y, me pierdo con ellos por el universo. 

Barcelona, 7 agosto 2007